María José Cachafeiro

Farmacéutica Comunitaria, fundadora y co-autora de la Botica de Teté.
Máster en Atención Farmacéutica Comunitaria por la Universidad de Valencia, postgrado en Nutrición por la Universidad de Navarra, Especialista universitario en Ortopedia por la Universidad de La Rioja. Estudiante del Grado en Nutrición Humana y Dietética. Ponente y docente.
Enamorada de mi profesión, mi familia, mis amigos, la docencia, la eSalud y las nuevas tecnologías.

La depresión es un trastorno que afecta, según datos de la OMS, a más de 350 millones de personas en todo el mundo y es la primera causa de incapacidad. Se trata por tanto de una enfermedad muy común y que puede afectar a pacientes de todas las edades, desde niños hasta ancianos.

Es un trastorno del estado anímico en el que aparecen sentimientos de tristeza, pérdida, ira o frustración severos y prolongados en el tiempo y que interfieren con su vida diaria, la relación con otros, su trabajo y su manera de afrontar el día.

Todos pasamos por momentos de tristeza, apatía, melancolía o abatimiento, son sentimientos normales de nuestra vida, pero cuando estos se convierten en patológicos es cuando hablamos de depresión.

algunos de lo síntomas más habituales de la depresión son:

  • Estado anímico bajo
  • Irritabilidad
  • Dificultad para conciliar el sueño o al contrario, exceso de sueño
  • Cambios en el apetito: aumento o disminución importantes.
  • Pérdida de interés por actividades que antes eran placenteras.
  •  Falta de concentración.
  • Perdida de vitalidad, cansancio contínuo.
  • Disminución o ausencia del apetito sexual.
  • Pensamientos recurrentes de muerte y suicidio.
  • Falta de autoestima y confianza en uno mismo.

Los niños pueden tener síntomas diferentes a los de los adultos, en ellos es importante vigilar los cambios en el rendimiento escolar, en el sueño y en el comportamiento.

A la hora de detectar estos síntomas es muy importante el papel de la familia (en el caso de niños y adolescentes aún más), ya que el propio paciente en la mayoría de las ocasiones no es consciente de su situación y/o no tiene ganas ni motivación para hacer algo al respecto.

Si crees que algún miembro de tu familia puede estar pasando por una depresión es muy importante que lo consultes con el médico.

En ocasiones se hace muy difícil para aquellos que no la han padecido, entender lo que siente una persona con depresión, pero con este video, a todos nos resultará mucho más sencillo comprenderlo:

 

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: